Blog

#EmprenderMola pero… ¿Y las vacaciones pa’ cuándo? ♪

Vacaciones, playa, piscina, sol…. preciosas palabras que a veces no están en el diccionario de la persona que emprende.

 

Sí, es difícil tener un negocio y desconectar de verdad de éste en el periodo vacacional, y créeme, hablo desde la experiencia. Este es mi tercer verano desde que decidí trabajar por cuenta propia, y el primero con vacaciones REALES, de esas en las que el tiempo vuela y las obligaciones desaparecen 😉

 

Resulta habitual para la mayoría de los emprendedores, compaginar trabajo y descanso, e incluso prescindir de las vacaciones, sin embargo, esta no es una opción muy saludable a largo plazo para la persona.

 

Es muy importante poder darse un respiro y desconectar (¡¡al menos al 90%!!) de las obligaciones como emprendedor o empresario. Así que, si es esta tu situación, aquí te dejo algunos consejos que puedes tener en cuenta para empezar con las pilas cargadas el nuevo curso:

 

  • Planifica tus vacaciones. En la medida que seas capaz de planificar tu actividad a lo largo del año, podrás prever los momentos más favorables para tomarte un descanso. Además, anticiparte a las vacaciones, programando y reservando el lugar escogido, por ejemplo, es una buena estrategia para no tener excusas cuando llegue el momento.

 

  • Realiza pruebas piloto. La ansiedad por abandonar el negocio puede ser grande, especialmente si hace poco tiempo que comenzaste la actividad. Por ello, quizás al principio sea mejor hacer pequeñas escapadas, que te permitan comprobar si es posible que descanses sin que el negocio se vea perjudicado.

 

  • Marca los límites. A menudo, te será complicado desconectar totalmente de los proyectos que llevas adelante. En este caso, marcar unos horarios de trabajo dentro del descanso, te puede ayudar bastante. Esto significa desconectar el móvil y apagar el ordenador, dedicando un tiempo limitado y fijo al día para la actividad profesional.

 

  • Recuerda siempre informar a tus clientes. Antes de las vacaciones, está bien que informes a los clientes sobre el periodo en el cual no vas a estar operativo/a.

 

  • Ten un Plan B. Instala una respuesta automática en tu e-mail, para que si alguien te escribe sepa que estás de vacaciones, pero no olvides facilitar otro correo o teléfono en el que puedan atenderle en caso de necesitarlo.

 

Espero que aproveches al máximo el verano y que estas recomendaciones te sean de ayuda.

 

¡Felices vacaciones! ¡Nos vemos a la vuelta!

Muchas gracias por leerme 🙂

 

“El arte del descanso

es una parte

del arte de trabajar”.

John Steinbeck

Sorry, the comment form is closed at this time.